La visita sorpresa

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

La visita sorpresa

Mensaje por Carlyle el Jue Oct 31, 2013 3:14 pm

Fue Evans quien me informó del regreso de Arcueid. Desde mi vuelta a Londres aún no la había visto. Ni siquiera sabía si ella tenía conocimiento de mi retorno. Y al parecer había estado un tiempo en estado convaleciente, pero por suerte ya se encontraba estable. No sabía mucho más. El cariño que le tenía a esa joven solo Dios lo sabía. Incluso después de pasar por el duro entrenamiento al que fue sometida, y ya convertida en una curtida y experimentada cazadora por derecho propio, para mí seguía siendo mi niña. En el fondo, y esto era algo que probablemente nunca le reconocería a ella, la quería como la hija que nunca llegué a tener. Esperé un par de días para que la chica descansara, aun muriéndome de ganas por visitarla. Pero al tercer día decidí que era el momento de presenciarme en su habitación. Me dirigí allí con premura, a primera hora de la noche, y al llegar ante su puerta llamé un par de veces con suavidad. Cuando una voz desde dentro me indicó que pasara, abrí con tranquilidad y asomé la cabeza, sonriendo a la chica, quien estaba tumbada en una cama.

¿Puedo pasar, niña?

Off rol:
Siento la brevedad del post, Arc, pero no sabía cómo alargarlo más jajajajaja
avatar
Carlyle
HIJOS DE RAPHAEL
HIJOS DE RAPHAEL

Mensajes : 93

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La visita sorpresa

Mensaje por Arcueid van Rip el Vie Nov 01, 2013 1:00 pm

 Un bosque prácticamente de hielo, solo los árboles desnudos parecen ser lo único que soporta aquel invierno desolador. Ella se acerca vistiendo una capa negra que solo la cubre hasta los hombros mientras mantiene la vista estupefacta en lo único que rompe con el esquema invernal del lugar: una espada, de aquellas que parecen que podrían contar mil historias si tuvieran vida, clavada en una roca. Era la espada de aquel que fue como un padre para ella, Raphael, representando ella misma el símbolo que el Clan lucia en escudos, insignias y banderas. La pelirroja levantaba su mano enguantada para tomar la espada, pero cuando está a escasos centímetros escucha unos ágiles pasos que la hacen voltear de inmediato. Dos veces pasa esto hasta que a la tercera logra tomar la espada… Sin embargo la saca rápidamente al ver el fuego envolverla de repente, tanto  al arma como a la piedra. Ante su mirada estupefacta la espada cambia de forma a una que jamás vio antes para luego consumirse como si fuera simple madera. La nieve que tanto le gustaba se volvía cenizas y al voltearse por última vez una sombra azotaba su cuerpo con una espada antes de que ella despertara con un grito. Desde que regresó a la fortaleza este sueño no la había dejado descansar ni una sola vez y empezaba a provocarle unas notorias ojeras que apenas se podían ocultar con los cuidados y el maquillaje que Sophia le obligaba a ponerse antes de salir. Demasiado malo ya era su aspecto con los vendajes, principalmente los del cuello y la cabeza, como para que le sumara aquello.
 Un baño y luego podía “hacer lo que quisiera”, según la cortesana. Hacer lo que quisiera se resumía a quedarse dentro de la fortaleza y no salir a menos que su vida estuviese dependiendo de ello. Básicamente tenía la sensación de volver a ser una niña, con las mismas doncellas renegonas que tenía en aquel entonces que te dejan en cama por incluso una estúpida uña rota. Solo le quedaba tomar un libro y meterse de lleno en la lectura, un pasatiempo recurrente desde hacía ya varios años. Pero cuando ya llevaba sólo unas pocas páginas leídas recibió por primera vez en mucho tiempo lo que fuera su primera sorpresa agradable. Una mirada estupefacta se posó en quien era la “mano derecha” del caído Raphael mientras en sus labios rojizos se iba dibujando una sonrisa de alegría, inconsciente. -Carlyle.- su voz sonó emocionada pero suave, como si todo el aire se le hubiese escapado con su nombre. Es que aquel viejo vampiro fue el único que se mostró diferente al resto y se mantuvo más accesible que el resto de los demás, incluso que Evans o el mismo Raphael. Era irónico pues, en el tiempo que tuvo para conocerlo antes de que fuera enviado a América comprobó bien que no era un hombre especialmente social o compasivo. Su vida estaba dedicada a servir a su líder y a el Clan que amaba como una familia. -Me ofendería si no lo hicieras.- bromeo, en respuesta a su pregunta. Se hubiese levantado ella misma, pero el mismo vampiro pasaría a tomar asiento con una silla que siempre tenía al lado de una mesa. Lo único que lamentaba era estar en un estado tan humillante, al menos para ella pero se permitió ignorar aquel detalle. Tenia tanto que decirle, tanto que contarle...
avatar
Arcueid van Rip
HIJOS DE RAPHAEL
HIJOS DE RAPHAEL

Mensajes : 211

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La visita sorpresa

Mensaje por Carlyle el Mar Nov 05, 2013 12:02 pm

Off rol:
Mátame por la brevedad del post, pero es que aún no sé cómo alargarlo más. Ahora según avance esta trama podré desarrollar más mis posts. Mientras tanto, discúlpame, Arc T_T

Una alegría inmensa me invadió cuando la volví a ver después de tantísimos años. Me invitó a entrar, así que pasé del umbral y cerré la puerta tras de mí. Arcueid no tenía muy buen aspecto, parecía cansada y algo triste. Me acerqué con una sonrisa hasta su posición y le di un cariñoso abrazo. Luego me senté en la linde de su cama y le agarré con firmeza la mano.

Mi corazón se llena de júbilo al verte, niña. Que lo sepas. Te he echado mucho de menos.

Teníamos mucho de qué hablar. Sabía que tendría preguntas acerca de mi vuelta, de cómo es que estaba allí, en qué momento había llegado y si sabía todo lo que había pasado. También supuse que querría saber por qué me fui en primera instancia. Yo desconocía qué había llegado a contar Raphael de mi partida a la gente que sí me conocía. Pero mi mente también estaba atribulada por verla en tan mal estado y quería saber con presteza qué era lo que le había pasado.

Supongo que tendrás tantas preguntas sobre mí como yo tengo preguntas sobre ti. Así que hagamos un trato, tú comienzas contándomelo todo, y después yo te narro la aventura que tú quierasle guiñé un ojo en señal de complicidad. ¿Trato hecho?
avatar
Carlyle
HIJOS DE RAPHAEL
HIJOS DE RAPHAEL

Mensajes : 93

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La visita sorpresa

Mensaje por Arcueid van Rip el Miér Nov 06, 2013 1:00 am

Tener a Carlyle nuevamente en el Clan parecía una señal de que la suerte aún les sonreía a los Raphael y a la misma Arcueid entre toda la oscuridad que se había ceñido sobre los guerreros como un velo oscuro que cubre el rostro nostálgico de una viuda que solo puede ver como cae lo que ama  y ella se mantiene. No sabe cómo, porque, ni para qué pero se mantiene a pesar de todo… Los Raphael resistían cada ataque abandonando a sus queridas cortesanas durante las noches mientras ellos sacrificaban ese tiempo con la promesa de que volverían a sus brazos, para gozar de sus cuidados; de su belleza. Entre todo aquel ajetreo hacía falta que alguien encontrara el tiempo de poner los pies sobre la tierra y decir: basta.
Su abrazo fue como el de un padre a su pequeña y basto para que su sonrisa volviera a dibujarse en sus labios de rojo sangre. Abrió los ojos grandes cuando escucho la propuesta del viejo y aqueo las cejas a la vez que soltaba un suspiro que hizo volar uno de los mechones de su cabello. -¿Por dónde empiezo? – pregunto en una broma. La noche que se encontró con Evans le dio “el aire” necesario para poder continuar. Estaba más tranquila, sin duda, pero la incertidumbre pesaba y más aún cuando ella lo que quería era salir de aquellos muros de piedra… Averiguar que había pasado esa maldita noche, hace ya trescientos años. Y solo pensarlo dos segundos bastaba también para que se diera de lo loca que resultaba su idea.
-En resumen, termine yendo a una misión suicida en la que me cruce con Galliard. Te diría que fue un duro enfrentamiento y que me siento orgullosa de haber tenido la oportunidad de verlo y salir con vida. Pero la verdad Carlyle es que me siento el ser más inútil sobre la faz de la Tierra.- lo quedo viendo unos instantes mientras le sostenía la mirada, con vergüenza, pero peor sería aun si no enfrentaba a aquel que fue viejo que tanto la había cuidado y no recibía el golpe que pudiera significar cual fuere la mirada que expresara antes sus palabras. El orgullo de la guerrera estaba herido peor aún que su cuerpo y aunque hiciera un intento por poder ocultarlo sería algo que se notaría a leguas. – No solo no pude hacerle frente… Estaba rodeada y ni siquiera necesito al resto de sus perros para agarrarme y levantarme como si fuera menos que un pedazo de papel. – arqueo las cejas y se sonrió nerviosa, recordando aquel momento como si lo estuviese reviviendo ahí mismo. Recordaba la imponente figura del líder Ardwolf abalanzarse aparecer de entre las llamas hace trescientos años y nada parecía haber cambiado hasta ese momento; aquel licano parecía seguir siendo el mismo imponente asesino de vampiros capaz de dejar a cualquier guerrero como el más incompetente combatiente sobre el planeta.

-Luego, entre una cosa y otra me dijo que el jamás asesino a Dimitri. Que él consiguió escapar.- volvía a tenerle la mirada arriba, ahora expectante.  Luego de unos instantes así cuando parecía que él iba a hablar, Arc soltó una pequeña risa tratando de echar a perder cualquier momento de tensión que pudiera haber generado con aquel dato. Parecía una dulce ironía… El líder cae y ante la expectativa de uno nuevo, surge la noticia que parecería que quien todos tacharon una vez de heredero legítimo estaba allá afuera, en algún lugar de este mundo tan cambiante y oscuro. – Antes de que me contestes mantén nuestro trato. ¿A ti como te fue anciano?- dentro de lo que le cabía imaginar no mucho mejor. ¿Cuánto tiempo habría tardado Carlyle en volver luego de despertar de su letargo solo para encontrarse con su mejor amigo muerto y el Clan que amaba como una familia desamparados como unos simples huerfanitos a la orden y capricho de Dios?
avatar
Arcueid van Rip
HIJOS DE RAPHAEL
HIJOS DE RAPHAEL

Mensajes : 211

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La visita sorpresa

Mensaje por Carlyle el Miér Nov 06, 2013 5:09 am

Escuché todo lo que me tenía que decir, en silencio.

Lo primero que me pregunté fue por qué Arcueid acudió a una misión suicida, ella sola y ante la expectativa de una muerte segura. ¿Sabía ella a lo que iba? ¿Fue una decisión suya o alguien le encargó esa misión? Si fue un encargo, ¿era consciente quien la envió que estaba yendo a una muerte segura? Enfrentarse ella sola a Galliard era una locura. Alguien como el líder de los Ardwolf no podía ser enfrentado de frente, al menos no por la mayoría de los vampiros. Pero Arcueid no necesitaba oir eso, ya no. Lo había vivido en sus propias carnes. Y bastante mal se sentía por su derrota. ¿Pero cómo había sobrevivido tras eso al encuentro con el lobo? ¿Cómo había escapado? Tantas preguntas se agolpaban en mi cabeza...

Lo que vino después fue más sorprendente todavía. No pude disimular mi asombro ante la niña cuando me desveló que Dimitri seguía vivo, que Galliard no lo llegó a cazar como todos habíamos pensado durante trescientos años. Pero si no lo había matadoGalliard, ¿dónde estaba? ¿Por qué no había vuelto a casa? ¿Moriría desangrado en la batalla? No... su cuerpo habría sido encontrado por alguno de los dos bandos, al igual que el de casi todos los vampiros muertos. ¿Alguien lo tenía entonces? Si había sido raptado, lo más probable es que no hubieran sido los lobos. Ese no era su estilo. Solo quedaban los otros dos clanes vampíricos. Podría haber sido cualquiera de los dos clanes, pero, ¿cuál?

Me obligué a detener tales pensamientos. Era una locura lo que estaba pensando. No tenía prueba alguna de lo que estaba pensando. Pero necesitaría investigar. Y la única dirección que se me ocurría era hacia los otros clanes. Tuviera razón o no, era lo único que podía hacer en ese momento. Quizá después de trescientos años no encontrara nada. Pero debía intentarlo. Por Ludovico.


«Bueno... un trato es un trato. Te hablaré con franqueza al igual que tú lo has hecho conmigo. Yo no me encuentro bien. Cuando me fui a las Américas, fui para luchar contra asentamientos de licántropos que estaban muy activos últimamente. Me encontré con cosas que no me esperaba encontrar y que... quizá un día te cuente. Pero la locura empezó a hacer mella en mí. Me acercaba a los 500 años de edad y eso la mente no lo estaba soportando. Pocos vampiros por aquel entonces ya creían siquiera en la existencia real del Letargo, pero yo sabía que era cierto. Henry... el anterior Raphael me lo había mostrado. Así que tras dieciocho años luchando contra licántropos y otras bestias en tierras aún tan vírgenes por aquel entonces, caí en Letargo. Doscientos años después, desperté porque una visión de nuestro líder envuelto en llamas mientras llamaba a un ente desconocido traidor me inundaron la cabeza. Y me encontré con que alguien me había enterrado vivo. Bueno... "vivo", tú ya me entiendes. Cuando conseguí salir, todo era demasiado impactante para mí. un mundo nuevo y tan futurista a mis ojos, nuevas experiencias y formas de vida. Nuevos hábitos, costumbres y lenguajes. Los meses que tardé en volver desde que despertara hasta llegar aquí los usé para averiguar cómo moverme por el mundo.»

«Y finalmente volví. Solo para encontrarme a mi clan desmembrado, a mi amigo efectivamente muerto y la misma noche de mi llegada la Torre de los Antiguos en llamas. Pero lo más importante de todo, sin líder. Nadie quiere guiar al clan. Evans elude responsailidades, Eliah siempre ha sido un niñato irresponsable, Mitsuhide se escuda en su incapacidad pero bien que alardea de su puesto de general... Todo es una hipocresía, podrida y barata. Lo he estado meditando mucho, y en unos días me reuniré con varios de los altos mandos para decirles que necesitamos convocar al clan entero. Quiero realizar unas votaciones para elegir a un regente temporal, pero antes tengo que convencer al resto de que me apoyen en la idea. Va a ser difícil. Somos de costumbres arraigadas, y a veces eso nos hace cortos de miras. Pero está claro que nos hemos quedado estancados en años pasados. Necesitamos renovarnos, o no vamos a sobrevivir. Y para renovarse hace falta hacer las cosas de manera diferente.»


Tomé una pausa antes de continuar.

Y ahora, dime, ¿por qué fuiste a esa misión contra Galliard?
avatar
Carlyle
HIJOS DE RAPHAEL
HIJOS DE RAPHAEL

Mensajes : 93

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La visita sorpresa

Mensaje por Arcueid van Rip el Vie Nov 08, 2013 12:30 pm

Escuchar a Carlyle y su relato le hizo darse cuenta que “tan vieja era”. Ella que provenía de un mundo donde casarse con el mejor postor era lo mejor que podía hacer una mujer de la clase y alcurnia que sus hermanas presumían tan estúpidamente, cuando el final era el mismo y seguía siendo una época más adelantada que de la que el provenía. Escucharlo al viejo y recordar cuanto había cambiado el mundo. Si tan solo hubiese tenido alguna forma de llegar a él antes,quizás no se hubiese tardado, quizás hubiese regresado pronto y quién sabe si hasta la misma muerte de Rapahel pudo haberse evitado. Suicidio o no era innegable el hecho de que su marcha le había afectado por tantos años, soportando el sobre sus hombros el peso de todo el Clan, todo su dolor. Lo que más le llamo la atención sin duda fue aquella visión de Raphael envuelto en llamas que le avisaba, sin duda, que había un lugar en el mundo donde aún lo necesitaban. Un “tosco” guerrero de los Raphael tuvo una visión del mundo onírico cuando se suponía que el Clan de los guerreros no tenía ninguna capacidad semejante ni por asomo, por lo menos eso era lo que el anterior Líder le enseño.
Cuando escucho la última pregunta se hecho a reír levemente mientras apartaba unos mechones rojos de su rostro pálido. -Carlyle, tú eras uno de los primeros en apoyar el hecho de yo era una “mocosa imprudente”. - dijo, parodiando su voz con un ademan de sus hombros y engrosando un poco el tono de voz como una pequeña broma.  Luego se tranquilizó y regreso la mirada a aquel hombre de rostro rígido como los años que tenía cargados encima. - Y aunque no puedo imaginar forma más honorable de morir aun no estoy tan loca…Yo no sabía que iba a encontrarme con Galliard. Cuando me lo cruce lo que menos imagine es que fuera a salir con vida.- alzo los ojos y las cejas antes de hacer unas comillas aéreas con respecto a la palabra “vida” y volver a reír. Por lo menos intentaría tontear un poco para restarle un poco de la tensión aquella conversación que se daba luego de tantos años, luego de haber extrañado tanto a aquel anciano gruñón y serio. 
- Quiero llegar al fondo de esto, pero no sécómo… Fue hace trescientos años.- negó levemente con la cabeza mientras pensaba, los pensamientos atravesaban su mente y se quedaban en eso, como piezas cada una de un rompecabezas diferente. - Desde hace días que ni siquiera puedo dormir en paz por lo que le paso a Raphael, siempre tengo el mismo maldito sueño.- confesó. Con la diestra se volvió a apartar el cabello, esta vez peinándolo con sus dedos hacia atrás. Aquello le costaba, pero si algo sabia Arcueid era que el mundo siempre tiene secretos, los suficientes para apagar cualquier escepticismo existente; una vez creyó que los vampiros y los lobos eran solo un condimento más de las miles de historias que su querido maestro de música le contaba en vez de enseñarle. Y ahí estaba ella, herida por un lobo, apartándose de la luz del sol que incineraría su piel con una simple caricia de su manto cálido.
-Es por eso que me alegra que al fin venga alguien a poner orden antes de que todo se vaya al infierno. Volviste cuando más te necesitábamos…- las palabras de la francesa fueron firmes, sin un ápice de duda o angustia. Los candidatos que Raphael siempre tuvo en la mira para ser su próximo sucesor, Evans y Eliah, se habían concentrado tanto en las cacerías y en mantener la fortaleza a salvo, tan encerrados en sus propias ideas, en sus puestos y su deber que aquella actitud contagio a todo el Clan y habían caído en una especie de letargo que solo saldría con la decisión, con poner los pies sobre la tierra y decir “basta”. Nadie lo hizo hasta ahora…La idea aplicar la democracia era algo nuevo en el Clan pero determinaría la visión de los guerreros acerca de a que aspiraban para su futuro líder. Desde muchos puntos de vista sería algo que le desagradaría a muchos pero estaba cansada de solo defender y resistir como un soldado que no quiere rendirse y perder su honor, pero tampoco puede hacer más que simplemente gastar las balas que le quedan y llevarsea la cantidad de enemigos posibles antes de reunirse al fin con sus camaradas caídos. A eso se habían reducido los Raphael, incluso ella misma, y no podían ni siquiera plantarle la cara a la realidad…- Seme sincero anciano… ¿Qué es lo que tienes pensado?- lo miro a los ojos y entrecerró los suyos mientras aun mantenía su típica sonrisa; burlona, insultante e incluso altanera. Si la vieja mano derecha del antiguo líder tenía un plan, estaba dispuesta a escucharlo con mucha atención…
avatar
Arcueid van Rip
HIJOS DE RAPHAEL
HIJOS DE RAPHAEL

Mensajes : 211

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La visita sorpresa

Mensaje por Carlyle el Miér Dic 04, 2013 10:38 am

¿Qué es lo que tengo pensado?

Mi querida niña, ojalá tuviera un plan para todo. Pero en este caso, no tengo pensado nada. Simplemente quiero que el clan sobreviva.

Tengo pensado que Evans sea el nuevo líder Raphael. Tengo pensado matar al traidor o los traidores que quemaron el cuerpo de mi amigo. Tengo pensado averiguar la verdad. Tengo pensado quitar de en medio, sin contemplaciones, a todo aquel que se interponga en mi camino. Tengo pensado salvar a la gente que aprecio y salvar el clan por encima de todo. Y tengo pensada una forma de conseguir todo esto.

Creo que debo irme ya. Descansa, niña. Te vendrá bienme incliné hacia ella y le di un abrazo. Sobre lo que me has contado de Dimitri, voy a ponerme a investigar. Quizá averigüe algo, no lo sé. Pero ya no estás sola en esto.

Sonreí y me levanté de allí, dispuesto a irme.

Off Rol:
Arc, si quieres comentar algo más antes de irme, te dejo la opción. Si no, ya podemos cerrar el tema
avatar
Carlyle
HIJOS DE RAPHAEL
HIJOS DE RAPHAEL

Mensajes : 93

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La visita sorpresa

Mensaje por Arcueid van Rip el Jue Dic 12, 2013 10:15 am

"-Simplemente que el Clan sobreviva.-"


Oh Carlyle, tu regreso estuvo bañado de laureles a pesar de que el fuego y la tragedia agobiaba a cada uno de los hijos del primer guerrero que fue bañado con la bendición y desgracia que hoy poseen todos tus herederos, sin embargo tus palabras distan mucho de eso y el Clan del que hablas parece mas un pequeño grupo de heridos y enfermos esperando su caída. Los ojos de la pelirroja se tiñeron de una decepción que su férreo orgullo y fuerza no dejaron ir mas allá. Se detuvo a pensar unos instantes… ¿Acaso ocultaba algo? ¿Por que? “Calma Arc…” pensó. Que inquieta que podía resultar la mente de la pelirroja algunas veces, con pensamientos tan fugaces como los rayos que atraviesan el cielo, veloces pero haciéndose sentir con intensidad. -Entiendo.- fue un sutil susurro en lo que sus ojos gélidos se perdieron en la lejanía, unos instantes en los que el viejo Mano Derecha de Raphael se levanto y empezo a caminar a la puerta. La francesa lo quedo mirando unos instantes… Tantos años habian pasado desde su partida, pero sentia que aun podia confiar en aquel anciano gruñon que la cuido mejor de su propio padre humano que la entrego sin dudar a los brazos de un desconocido.

-Carlyle.- dijo firme y alto para llamar su atención. Podría verse en ella una expresión seria que luego desdibujo con una sonrisa, de esas con las que se enfrentaba al clan entero cuando el odio y sus demonios se le manifestaban con la ferocidad del fuego. - Podre descansar cuando muera. Aun tengo cosas que tratar contigo.- dicho esto le señalo la silla, advirtiéndole que no aceptaría un “no” como respuesta. Cuando al fin volvió a su asiento la pelirroja cerro los ojos un momento e inspiro profundo. Las palabras de Carlyle no le habían dado pie a una aclaración que quizás hubiese quedado de mas tratándose de aquel viejo: Dimitri después, había cosas mas importantes en las que pensar ahora. Por desgracia no había nada que en lo que pudiera contribuir con la caída de la torre en ese momento, la informacion mas relevante ya se la habia proporcionado pero aun habia algo crucial que queria tratar y lo dificil que parecia se reflejaba bien en el brusco cambio de expresion que tuvo tan pronto apreto sus ojos con sus manos.

-Quiero contarte algo. No es necesario que digas algo si no quieres y no puedes hacer mas que recalcarme la estupidez que yo ya creo que significa.- rió.- Pero necesito que me escuches.- Dicho esto lo quedo mirando con expectativa. Un si, un no… Incluso el silencio mismo acompañado de sus facciones pétreas era una respuesta mas que satisfactoria. La pelirroja tomo aire y empezó a hablar con franqueza lo que la venia torturando desde hacia ya varias noches, desde su regreso a la fortaleza y desde que vio a Evans luego de tener aquel encuentro tan acalorado esa misma noche.- Un sueño. Estoy caminando en el bosque donde vi a Galliard. Me encuentro con la espada de Raphael, intento tomarla pero tres veces una sombra me distrae. En ese instante la nieve se vuelven ceniza y la espada se envuelve en llamas. Muta, cambia entre el fuego y luego de derrite, todo delante de mis ojos y entonces ya es demasiado tarde.- Su vista se mantuvo en un punto arbitrario mientras el relato avanzaba, obviando detalles que solo servirían para aquellos con los que necesitaba urgente de su opinión y palabra, aquellos que podían dar forma a las vagas ideas que se manifestaban en la cabeza de aquella que todos los que pasaron por su vida tacharon de bruja y cuyas palabras parecían tomar forma luego de tantos años caminando por este mundo. Cuando termino regreso la vista a Carlyle… Lo miro fijo, temerosa incluso de sus propias palabras.- Carlyle, creo que alguien mato a Raphael.- Su voz fue casi un susurro como el viento que silbaba silencioso afuera, chocando con las ventanas. Se quedo en silencio esperando lo que sea... Un regaño, risas incluso. Lo que fuera...
avatar
Arcueid van Rip
HIJOS DE RAPHAEL
HIJOS DE RAPHAEL

Mensajes : 211

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La visita sorpresa

Mensaje por Carlyle el Mar Ene 28, 2014 9:51 pm

Escuché en silencio las palabras de Arcueid. Su sueño, sus sospechas y sus miedos. Cuando terminó, suspiré.

Yo también creo que alguien mató a Raphaelme senté en una silla cercana y me quedé mirando a la joven. La muerte de Ludovico ha causado algo extraño en todos nosotros. Primero, el haberme despertado del Letargo con la muerte del líder no fue casualidad. Mis primeras sospechas una vez lo descubrí fue que se trataba de algún llamado por su parte, un grito de auxilio. Oí su voz, hablando con alguien, sintiéndose confundido. Confundido por su agresor. Sentí su dolor, Arcueid. Luego han venido los ataques al cuerpo inerte del líder. Las sospechas entre nosotros. Tu misión suicida y el descubrimiento de que Dimitri no murió a manos de Galliard. Hay algo en todo esto que no estamos viendo. Una intensa niebla nos nubla la vista. Lo que está claro es que tenemos un enemigo más poderoso de lo que podemos llegar a pensar en un primer momento, y si no unificamos el clan nos van a destruir. Pero para ello no solo hace falta elegir un nuevo líder. Hace falta limpiar las ratas que tenemos infiltradas. Localizar y destruír al traidor.


Me incorporé de nuevo, acercándome a Arcueid, y extendiendo mi mano.

¿Estás conmigo, niña?
avatar
Carlyle
HIJOS DE RAPHAEL
HIJOS DE RAPHAEL

Mensajes : 93

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La visita sorpresa

Mensaje por Arcueid van Rip el Dom Feb 16, 2014 3:49 am

Seguramente para un humano esa sensación es algo común… La de estar hablando y hablando hasta que llega un punto de ese monólogo casi interminable en que olvidas de que hay alguien escuchándolo o de que esas palabras iban dirigidas a otra persona. Así fue para Arcueid hasta que se animo a soltar su sospecha en alta. No… Nunca había sido una sospecha y justamente eso la hizo dudar todo este tiempo. Primero era negación, típica y pura; no podía aceptar el hecho de que alguien que ella admiraba, tan fuerte e imponente, un verdadero hombre pudiera parecer.  Sus excusas acabaron por convencerla a sí misma al punto de creerse algo que nadie había contemplado ni asumido… Cosas al azar como la moneda con el símbolo de los Lázaro que encontró en la cacería con Evans, Eliah y Layla terminaron por alimentar aún más algo que se transformó luego en una pequeña paranoia. Sin embargo aquellos sueños empezaron a sacudir su cabeza como si dentro de ella hubiese un mar agitado que golpeaba cada rincón de su mente con fuerza y ahí se transformó en un presentimiento que no paraba de oprimir su pecho desde entonces. No importaba cuantas veces se dijera a si misma que se tranquilizara, que tenía  que estar en paz y concentrada en su camino, que había cosas más importantes de las que preocuparse… Aquel sueño fue el detonante de todo.

Cuando Carlyle volvió a hablar entrecerró sus ojos como quien no entiende porqué o cómo, pero para su propia desgracia sabe que paso. Le resultaba casi imposible entonces evocarse a sí misma apenas unos meses atrás… Risueña, burlona, tan segura de cada paso que daba como si supiera incluso en qué dirección soplaría el viento a cada segundo. Algo pasó frente a sus narices ante su confianza y algo más había cruzado delante de sus ojos sin que ella lo viera; aprovechándose de su voluntad quebrada, la de ella y la de todos. En cada palabra las facciones tristes y frágiles de la pelirroja fueron cambiando hasta volverse tan férreas y duras como las de cualquier guerrero. Tenía que levantarse, recuperarse y volver a ser la de siempre pero mejor… Debía superarse y continuar como siempre lo hizo ante cualquier obstáculo, ante toda tragedia… Ella tenía la fuerza para ello, lo había hecho una y mil veces. Y una vez más debía ser aquel fénix, levantarse y resurgir entre las cenizas y el dolor.

Entonces Carlyle se incorporó y una Arcueid con la mirada de quien ve la realidad por primera vez se encontró con su mano tendida una vez más en aquel gesto paternal que una vez el mismo anciano le dio, hace ya trescientos años. -Por supuesto mi viejito, no me atrevería a dejarte sola en esto.- estiro su mano rápidamente y la tomó con fuerza antes de fruncir el ceño en seguida y llevarse la mano izquierda al hombro derecho. -Claro… Creo que vas a tener que esperarme unos días más.- respondió mientras lo soltaba y trataba de acomodarse nuevamente.
avatar
Arcueid van Rip
HIJOS DE RAPHAEL
HIJOS DE RAPHAEL

Mensajes : 211

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La visita sorpresa

Mensaje por Marca de Sangre el Sáb Ago 30, 2014 11:56 am


TEMA FINALIZADO
Todo lo que inicia tiene un final, éste lo han marcado ustedes.

Pero no os confundáis, no siempre tendrán la misma libertad...




Tus derechos terminan donde comienzan los del otro
●Guía de Inicio 《》 ● Letanías del foro  《》 ●Estatutos Básicos

avatar
Marca de Sangre
Admin

Mensajes : 231

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La visita sorpresa

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.